Nuevo

Vivir es un asunto urgente

Por: Mario Alonso Puig

Cómo enfrentarnos al estrés y mejorar nuestras estrategias de comunicación interpersonal
Lectores 138
Favorito 19
Comentarios 3

Sinopsis

Cuando a una persona le dicen que tiene una “enfermedad terminal”, y que le quedan escasos meses de vida, empieza a aprovechar el tiempo de un modo completamente distinto. En el momento de nacer todos adquirimos de alguna manera una “enfermedad terminal” que aunque puede prolongarse durante muchas décadas, no tendría que evitar el que nos diéramos cuenta de que vivir es un asunto urgente.
En este libro se tratan a fondo dos temas que, gestionados de manera adecuada, pueden ayudarnos a tomar las riendas de nuestra vida para vivirla con más intensidad: el estrés y la comunicación, tanto la que mantenemos con nosotros mismos como la que establecemos con los demás. Estos dos elementos están íntimamente relacionados y se influyen mutuamente.
Muchos de nuestros esquemas mentales, de los cuales no somos conscientes, afectan de una manera tan profunda a nuestra percepción de la realidad, a aquello que es capaz de registrar nuestro cerebro, que precisamos revisar algunos de ellos, porque el mapa mental, aquellas ideas, conceptos y creencias que nos fueron útiles en el pasado, puede que ya no lo sean para llevarnos hacia el futuro que buscamos. El pasado es una fuente de información y de experiencias, y no una bola de cristal que determina nuestro porvenir. Entre lo que estuvo en el pasado y lo que estará en el futuro actúan nuestra libertad, nuestra capacidad de apasionarnos y de elegir.
Hacer QUIZ Tienes que leer el libro antes de hacer el QUIZ

Ficha técnica

Editorial:Aguilar

ISBN:9788403099265

Temáticas: Habilidades directivas Comunicación e influencia

Comprar el libro

Si has leído el resumen y quieres profundizar más te recomendamos comprar el libro completo, en papel o ebook, haciendo click aquí

¿Te gustó este libro?

Aprueba el Quiz para que puedas calificar y comentar este libro

Comentarios

La importancia de conocerse a uno mismo para después conocer a los demás. En general todos somos iguales pero nuestra Ideocincracia y experiencias nos llevan a intermpretar la realidad de maneras diferentes cuando está en si misma solo es.

Nuestro tiempo de vida es finito, aprovechemos ese tiempo de la mejor manera posible!

Un recordatorio de vital importancia que todos deberíamos reflexionar.